viernes, 15 de enero de 2010

Las fotos que no saqué

Cuando viajamos volvemos con muchas fotos, muchísimas más ahora que hay cámaras digitales y el revelado no es una limitante. Pero también hay varias fotos que no tomamos por diversas razones, y quedan pendientes en nuestras retinas.

Siguiendo la línea de artículos de verano en este blog cuando estoy de vacaciones, y recordando mi viaje de vuelta al mundo, se me ocurrió compartir aquí algunas de esas fotos que jamás saqué:
  • Para empezar están las fotos que intenté sacar y nunca salieron, como esas fotos que uno toma por la noche olvidando que el flash ilumina como máximo 5 metros.
  • Luego vienen las fotos que uno quisiera sacar y no se puede. Principalmente en museos, donde algunos hacen malabares para tomar la foto sin que los guardias de seguridad lo noten.
  • Una excepción al punto anterior es la Mona Lisa, pero que estando tan alta y con un vidrio de seguridad que la protege no tiene sentido ninguno intentar fotografiarla.
  • Otra cosa bien distinta son esas situaciones tan fuertes que hacen que uno considere muy violento asumir un rol típicamente turista de tomarle foto a todo. Esto me pasó en Nepal donde se tiran más de 100 litros de leche diariamente como ofrenda a Shiva, y los niños más pobres no pueden tocar la leche hasta que llega al río Bagmati que conduce al Ganges, por lo que juntan en botellas de plástico esa leche mezclada con agua, barro, excremento de los monos, y otras cosas que están en el río (entre ellas los restos de las cremaciones que allí se realizan).
  • Como no se deberían tomar fotos a personas sin su consentimiento, me quedé con ganas por ejemplo de fotografiar un grupo de mujeres árabes comiendo en Mc Donald bajo sus oscuros velos en un shopping de Dubai en Emiratos Árabes.
  • Algo más divertido en los viajes grupales es ver como alguien es designado a tomar una foto de todo el grupo y es invadido por decenas de máquinas de fotos. Yo me quedé con las ganas de tomar la foto al revés para guardar esa escena.
  • Una serie de fotos que intento evitar por ser muy comunes son aquellas donde se juega con la perspectiva y por ejemplo se sostiene la torre de pisa.
Están invitados a compartir en comentarios alguna historia de esas fotos que no pudieron tomar.

[Si quieren saber más de fotografía pueden leer algo aquí y allá]
.
.