miércoles, 2 de enero de 2008

Piel Canela

Empieza el año, el calor, las vacaciones, y los artículos poco profundos en este blog :)

Como me gusta mucho encontrar la verdad tras las leyendas urbanas, y desmentir la publicidad engañosa, acá va un buen ejemplo para tener en cuenta en estos días de sol y playa.

Los protectores solares (y a veces los bronceadores, que no es lo mismo) suelen informar en tu etiqueta el Factor de Protección Solar (FPS), como un número asociado al tiempo que una persona puede estar expuesta al sol sin sufrir quemaduras.

Pero, ¿qué significa exactamente?

Se trata de un multiplicador del tiempo de exposición. Si una persona puede soportar media hora expuesta al sol, un protector solar con FPS 4, le permitirá soportar dos horas.

Teniendo en cuenta que una persona de piel clara, en un día con alto Nivel de radiación (UVI>11), puede soportar un máximo de 15 minutos. Considerando los clásicos consejos - entre ellos que nunca debemos exponernos entre las 12 y las 16 horas -, resulta que como máximo necesitaremos un protector solar con factor 16 para soportar una mañana al sol, más de eso es innecesario:

4 horas de exposición / (15 min / 60) = 16 FPS

En varios países ya se ha prohibido usar en la etiqueta un número de FPS exagerado (permitiendo en USA utilizar hasta 30+, y en Europa 50+).

Un FPS 50 permite soportar 50 veces mas el sol, es decir 15 min x 50 > 12 horas. Visto en el otro sentido, utilizar en un niño un filtro con factor 50 durante 4 horas al sol, equivale a una expoción menor a 5 minutos.

Así que no exageremos, no abusemos de las horas pico, usemos protector solar (en niveles razonables), y tengamos cuidado con la publicidad engañosa.
.
.